LA TRADICIÓN DEL RATONCITO PÉREZ

LA TRADICIÓN DEL RATONCITO PÉREZ

Entre los niños españoles e hispanoamericanos el hada madrina es sustituida por el ratoncito pérez que deja dinero o un regalito debajo de la almohada. Los dientes de leche llevan consigo una interesante historia unida a la vida cotidiana a través de los años.

Celebrar la caída de estos dientes es una tradición extendida alrededor del mundo.

En la cultura anglosajona, los niños suelen esconder sus dientes recién caídos debajo de la almohada durante la noche y a la mañana siguiente un hada madrina habrá cambiado la pieza por dinero o un regalito.

En los países asiáticos, en cambio, lanzan los dientes de la parte inferior de la mandíbula, al techo y los del maxilar superior al suelo, mientras piden un deseo.